Windy City Rollers: Dando Poder a la Mujer

 
[dropcap]L[/dropcap]as Windy City Rollers llevaron de nuevo su juego ‘A’ al Pabellón UIC para los primeros encuentros de 2015. Sin embargo, hay algo en qué pensar al ver a estas damas chocar entre sí… el Poder de la Mujer.

Es de lo que se trata la edad moderna del roller derby. Las féminas detrás de este deporte tienen mucha pasión, o de otra forma no serían voluntarias para hacer esto.

“Es un juego en verdad divertido. Es divertido ver a mujeres poderosas golpearse entre sí y al final del día, quererse entre sí. Es una liga poderosa dirigida por féminas y todas [son] voluntarias”, según Christian Mangle, patinadora de Hell’s Belles.

Flo Rider, capitana de La Furia, reitera el punto: “Es genial mostrar cuán fuerte puede ser la mujer y cuán fuerte puede ser cuando trabaja con un grupo de féminas”.

En una era donde se glorifica a la mujer esbelta, súper delgada, de alto rendimiento en alfombras rojas de Hollywood, las Windy City Rollers y otras chicas del roller derby son la antítesis de tal imagen. Ellas aplican la creencia de que las mujeres debían amarse a sí mismas sin importar si agracian o no la portada de “Cosmopolitan”.

“El 50 por ciento de la liga no tiene pasado atlético, pero eso no impacta la habilidad de ser patinadora genial. Toma a todo tipo de cuerpo ser buena en este deporte, no necesariamente tipo atletas delgadas. Da mucho poder al cuerpo femenino. Una no debe ser persona ‘que encaja’ para sobresalir en el deporte”, según Zoe Trocious, patinadora de Manic Attackers.

El roller derby es un deporte que muestra la dureza real femenina. Incluso en el hockey femenil, golpear es aún ilegal; en el roller derby, es emocionante. “Es también muy raro, a causa de lo físico del deporte, donde la mujer es más inclinada naturalmente a ser mejor que el hombre”, señaló Zoe Trocious.

Aunque estas chicas son rudas e intimidantes en la pista, son de fácil acceso fuera de la pista y les encanta convivir con sus fans. Ellas animan a niños a ir a la pista y saludar a las patinadoras cuando ellas salen antes del primer encuentro. También, las Windy City Rollers animan a fans a ir luego de las fiestas a Union Lounge, a dos bloques al norte de UIC, donde pueden ver a las patinadoras en un estado más relajado.

Los encuentros el sábado pasado vieron a las Hell’s Belles contra las Manic Attackers en un partido emocionante hasta el último segundo y tuvo varios cambios en la ventaja. Al final, las Hell’s Belles acabaron derrotando a las Manic Attackers por un punto, 167-166.

“Se nos acabó el gas un poco. Fuimos al descanso con ventaja, pero nos dimos cuenta que sería un encuentro mucho más difícil del que jugamos contra las Crossers. Así que jugamos tan duro como pudimos luego de la mitad”, dijo Christian mangle luego del encuentro. Sin embargo, las Manic Attackers no desilusionaron en su actuación.

Sentí como que ganamos aunque perdimos. Nuestro equipo tuvo 60 por ciento de éxitos el año pasado. Tenemos un par de chicas para quienes éste fue su primer juego, así que nos sentimos muy orgullosas de lo que hicimos como lo hicimos”, según Zoe Trocious.

En el segundo encuentro de la noche, La Furia dominó a las Double Crossers, 251-221. “Nos hemos enfocado en el aspecto equipo de nuestro juego. Ayudamos a mejorar la destreza del equipo que en conjunto podemos lograr. Nuestro papel fue apoyar a la persona junto a nosotras, tal que nuestro equipo pueda ser fuerte de verdad”, dijo Flo Rider.

Las Windy City Rollers regresarán al Pabellón UIC el 7 de febrero. Será su último encuentro de temporada regular antes de la Copa Ivy, campeonato de Liga de las Windy City Rollers.

Aunque puede parecer un deporte intenso desde la perspectiva de extraños, es más que las mujeres involucradas.
“El Roller Derby salvó mi alma. Hay algo especial en estar con un grupo de mujeres que tienen la misma meta de ser mentalmente fuertes, pero también físicamente fuertes”, dijo Flo Rider.

Facebook Comments

This post is also available in: Inglés